caguas expressway 640x100

Austin Healey 100 de 1953 + 327 Chevy V8 = Lo Mejor de los Dos Mundos

2

Fotografía: RK Motors

Sin duda alguna, el auto que le presentaremos en nuestro reportaje no solo representa lo mejor de dos mundos y dos idiosincrasias, sino uno de los mejores ejemplares de su tipo en existencia. Carroll Shelby boto la bola del parque al injertar un V8 americano en una liviana carrocería inglesa, proyecto que lo catapulto al estrellato y al salón de la fama del automovilismo. Sin restarle crédito alguno a Shelby, no fue el único que intento un proyecto similar, aunque sin duda alguna el más exitoso.

Lo liviano, ágil y atractivo de un auto deportivo ingles al cual se le instalaba un motor de alta potencia americano simplemente fue una combinación muy difícil de resistir. Dicha mentalidad permea el automovilismo actual, por lo que no es poco común el ver un proyecto de resto-mod como el que les presentaremos en este reportaje.

13

Aunque no queremos mantener a nuestro amigo lector en suspenso, entendimos prudente, darnos un viaje corto por la historia de las creaciones de Donald Healey, particularmente sus legendarios “Tres Autos Grandes”, el 100, el 100-6 y el espectacular 3000.

Austin-Healey 100 = BN1

Donald Healey, visionario y destacado empresario automotriz, creo en su pequeña fábrica de Warwick, basado en las mecánicas y plataforma del Austin A90 Atlantic este nuevo modelo, presentándolo en el London Motor Show de 1952. Healey solo fabrico un auto, el que se exhibiría, con la esperanza de que este gustara y se abriese mercado.

17

Su diseño impresiono a Leonard Lord, director ejecutivo de la firma Austin, que estaba en la búsqueda de un reemplazo para su modelo A90. De inmediato se llego a unos acuerdos bajo el cual se fabricaría el vehículo de Healey en la fábrica de Austin de Longbridge. El auto se conocería como, el Austin-Healey 100.

El nombre de 100 proviene del propio Donald Healey, que selecciono el mismo dada la habilidad del auto en desarrollar 100mph, algo típico de la era, ya que Jaguar nombraba sus modelos XK como 120, 140 y 150 por la misma razón. Este razonamiento no continúo más adelante cuando se presento el modelo 3000, cuyo nombre obedecía el desplazamiento de 3 litros del auto. La producción del modelo 100 era terminada en la planta de Longbridge, basada en una carrocería completamente terminada sobre un chasis fabricado por la firma Jensen en West Bromwich.

El 100 fue el primero de tres modelos que luego serian conocidos como los “Big Healeys”, para distinguirlos del más pequeño modelo, el Austin-Healey Sprite. Conocedores se refieren a estos tres modelos no por su nombre de modelo, sino por aquellos designados internamente en la fábrica, ya que sus nombres comerciales no reflejaban las diferencias mecánicas o similitudes estéticas entre uno y otro.

Los modelos de la serie BN1 estuvieron equipados con el motor básico del Austin A90, un 4 cilindros en línea de 2,660cc y 90 caballos de fuerza. Sin embargo, la transmisión fue modificada para convertirla en una de 3 velocidades utilizando un “over-drive” en segunda y tercera.

El BN1 utilizo frenos de banda Girling en las cuatro esquinas. La suspensión delantera es independiente utilizando resortes de muelle, y la parte trasera es un tren de ejes rígidos con sopandas semi elípticas.

La revista Motor Magazine efectúa una prueba de carretera en el 1953, certificando una velocidad máxima de 106 mph y una aceleración de 0-60mph de 11.2 segundos. Su rendimiento de combustible era de 22.5 millas por galón.

Un total de 10,030 modelos Austin-Healey 100 fueron construidos desde su comienzo en mayo de 1953 y la presentación del BN2 o Austin-Healey 100-6 en agosto de 1955.

Austin-Healey 100-6 = BN2 a BN4

El nuevo modelo BN2 vio una serie de cambios estéticos que incluyeron una plataforma más larga, una carrocería rediseñada, un parabrisas fijo y una par de asientos ocasionales. El BN2 también recibió un nuevo motor de 6 cilindros basado en el motor BMC Serie C de 2.6 litros de 100 caballos de fuerza. Otro importante cambio en el BN2 fue la introducción de una nueva transmisión de 4 velocidades, nuevamente con el sistema de “over-drive” para tercera y cuarta.

Otros cambios que distinguen el BN2 de su predecesor fueron unos arcos de ruedas más grandes, un nuevo diferencial trasero y fue el primer modelo 100 en ofrecer la pintura opcional de dos tonos. Los colores ofrecidos para el nuevo modelo fueron Reno Red, Spruce Green, Healey Blue. Florida Green, Old English White, Negro y aproximadamente 50 autos que fueron pintados en “Gunmetal Grey”.

21

Las opciones de doble tono incluyeron: Blanco/Negro, Reno Red/Black, Healey Blue/White, Black/Reno Red y Florida Green/White.

En el 1955 un modelo “M” también fue desarrollado e incluía: carburadores más grandes, una caja de aire frio para aumentar el flujo a los carburadores; un eje de leva de mas alzada y pistones de 8.1:1 de compresión. La suspensión fue más firme y el bonete recibió unos “louvres”, al igual que una correa de bonete. Un total de 640 modelos “M” fueron equipados por la fábrica, sin embargo el consumidor podía ordenar el “Le Mans Engine Modification Kit” directamente de la BMC e instalarlos en el concesionario o por el cliente mismo. La conversión aumentaba el caballaje de un modelo BN1 a 102hp.

20

El 70% de los modelos BN2 recibieron la pintura de doble tono, incluyendo unas combinaciones especiales como por ejemplo: Blanco/Rojo y otra, una llamativa combinación de Negro sobre Rosado para un auto que se exhibió en el London Motor Show de 1955.

19

El último modelo BN2 salió de la fábrica en julio de 1956, habiéndose producido un total de 4,604 unidades incluyendo el modelo 100M.

Austin-Healey 3000 = BN7 a BJ8

Para el 1959, el Austin-Healey BN3, recibió un aumento de desplazamiento en el motor, aumentando de 2.6 litros a 2.9 litros, recibiendo el auto el nuevo nombre de Austin-Healey 3000, y se le adjudica el 60% de la producción total de los “Big Healey”. El modelo 3000 fue ofrecido en versiones MK1, MK2 y MK3.

18

El modelo MK I de 1959 desarrollaba 124 caballos de fuerza, mientras que la última versión, el MK III desarrollo 148 caballos de fuerza, un motor muy potente para su tiempo.

Austin-Healey 100 “Resto-Mod” 1953 Chevrolet V8 327

Teniendo ya presenta la historia de los “Big Healeys”, podemos comenzar con la descripción y especificaciones de la estrella de este reportaje, el Austin-Healey 100 “Resto-Mod” de 1953. De partida puedo anticiparles que todas las especificaciones de la evolución de los modelos grandes de Healey se van por la borda, pues este modelo sin duda es el “Biggest of the Healeys”.

4

La carrocería clásica del Austin-Healey 100 de 1953 fue al taller de hojalatería y pintura para recibir una restauración total, y cuando regresara, seria sentada sobre un nuevo y moderno chasis fabricado por Art Morrison. Pero no se trata de meramente un chasis, sino una suspensión como dicen en el anglo “state of the art”.

14

Cuando el auto cayó en manos de su dueño actual ya había recibido el Chevrolet V8, pero básicamente adaptado a la plataforma original, convirtiéndolo en un auto de carreras de circuito, con los equipos de seguridad y estabilidad que exigen las reglas. Este, decidió desmontar el auto hasta el último tornillo y comenzar un ambicioso proyecto de restauración.

Una vez uno se repone de ver la imponente imagen del auto, comienza uno a fijarse en los múltiples detalles que hacen el auto especial. Primero, se nota un emblema de V8 en la parrilla inmaculada original del modelo 100, la vista continua ascendiendo y nota uno los “louvres” del bonete, el parabrisas original con su marco cromado y el “tonneau cover” azul en material Moss. Se fija uno en los lados del auto, donde la medida entre guardalodos, puertas, bonete, baúl y paneles es perfecta, de hecho, mejor que las de cualquier auto exótico moderno.

16

Abrimos el bonete y ahí es que esta lo bueno, un motor Chevrolet V8 de 327 pulgadas cubicas que produce 330 caballos de fuerza. Precision Engines de Houston, Tejas es responsable del trabajo efectuado en el motor que contiene pistones Speed Pro con una compresión de 9.5:1, un eje de levas Speed Pro y tapas de bloque “fuelie” con válvulas de admisión de 2.02 y de escape de 1.60. El motor es alimentado vía tres carburadores “9-super-7” montados en un manifold Edelbrock de aluminio que fue rebajado para que los carburadores cupiesen debajo del bonete. Un juego de “headers” hechos a la medida provee el escape necesario.

6

La chispa llega a las bujías vía un distribuidor MSD Pro-Billet, una bobina MSD y una cableria Taylor. Manteniendo la temperatura bajo control, el agua pasa a través de un radiador de aluminio de 4 paneles, y para seguridad adicional, es asistido por un abanico Derale Performance.

7

Según ya habíamos mencionado, debajo de la nítida carrocería se encuentra el chasis de Art Morrison, unidad que provee mucho más que una base solida. Detrás del motor 327, encontramos fijada al chasis una transmisión Tremec TKO600 de 5 velocidades, conectada mediante un eje de cardan custom a un diferencial Ford de 9” con ejes de 31 estrías y un diferencial de 3.00:1 de relación.

5

11

La suspensión utiliza brazos A doble tubulares al frente y un sistema de 4 barras ajustables, amortiguadores “coil-over”. Para las curvas el Austin-Healey 100 cuenta con un sistema de “rack & pinion” Flaming River. Frenos Wildwood en las cuatro esquinas se encargan de que el auto frene debidamente.

15

El interior ha sido debidamente atendido, manteniendo la apariencia del exterior del auto, o sea, clásico ingles. Asientos estilo avión bombardero y típicamente ingleses, han sido forrados en piel Moss, debidamente fijados sobre un piso cubierto con una alfombra Moss azul y protegida por las simpáticas Coco Mats de la era.

9

El panel de instrumentos se mantiene original, pero incorpora instrumentación de Classic Instruments para todos los relojes principales. El guía, muy ingles en su diseño, es la creación de Mike Lempert. El interior es protegido por un “tonneau cover” Moss, dándole ese toque especial que solo los autos ingleses pueden ofrecer.

8

12

10

Todo dicho y hecho, este Austin-Healey 100 es uno de los mejores trabajos de resto-mod que he visto en los últimos años. La combinación de lo clásico, de lo típico ingles permean el vehículo y solo delata su estado, el fiero rugir del poderoso motor americano. Tremenda combinación!

3 

 

Promo 1
Promo 3

Promo 4

multi_ventas

Navegadores

Disfrute mejor de este Portal con:

icon-firefox icon-safari icon-chrome icon-ie

Lenguajes

Spanish English German Portuguese

Boletín

Reciba las últimas Noticias, Artículos e información en su email