caguas expressway 640x100

Historico Ford GT-40 MK. II Redescubierto

1

Colaboración con revista Autoweek

Mike Teske sabía que simplemente tenía que poseer un Ford GT-40 desde el primer dio que lo vio cuando apenas tenía unos catorce años. Claro, todos sabemos que no fueron muchos los que se fabricaron y muchos menos los que quedan sin redescubrir. Aquellos que han sido documentados y certificados exigen sumas estratosféricas en ventas y subastas.

Frente a este panorama, Teske decidió coger las cosas con calma y entablar un juego de resistencia. Por años, Teske fue adquiriendo y acumulando piezas y componentes de modelos GT-40. Colaboro en varias restauraciones y jugó un papel importante en un proyecto de recreación de siete espectaculares autos GT-40 de “continuación”. Todo hecho con la esperanza que sus esfuerzos le llevaran a encontrar uno de esos autos perdidos, específicamente un MK. II con el motor 427, su sueño de décadas.

Teske comenta que hubo varios momentos sumamente frustrantes en los que casi logra obtener uno, pero sus años de diligentes esfuerzos al fin pagaron fruto, cuando un reconocido historiador de los coches GT-40, Ronnie Spain, le conecto con un chasis que había sido destruido en un choque y que pertenecía a un dueño particular. Aun cuando el descubrimiento de cualquier GT-40 perdido es considerado algo notable, este chasis en particular fue uno espectacular. Se trataba del chasis P/1011, número que pertenecía al primer Ford GT-40 en recibir el nuevo motor 427 de Shelby-American, acto que le gano el titulo de MK. II.

3

De acuerdo a Teske, el P/1011 también fue el auto que finalizo en la segunda posición de las 24 Horas Continental de Daytona bajo los pilotos Jerry Grant y Dan Gurney. De acuerdo a Registros Internacionales de GT-40, estos acreditan el triunfo de Daytona a otro chasis, el P/1012, pero Teske y Spain reclaman que esto se debe a un error clerical que puede ser probado y documentado con fotos del auto en el evento que establecen fuera de duda razonable que el auto de hecho fue el P/1011 que el adquirió. Haciendo referencia a números de chasis, motores, fotos que muestran modificaciones al auto, incluyendo el legendario “Gurney Bump” (un chichón que fue necesario hacer en la capota para que el altísimo Gurney cupiese dentro de la cabina con el casco puesto) aclaran cualquier duda o confusión que pudo haber existido. El auto que Gurney y Grant llevaron al segundo lugar en Daytona fue el P/1011.

5

De lo que nunca hubo duda fue de la trágica historia del P/1011 posterior a su logro en Daytona. Tras su impresionante actuación en Florida, el auto fue inscrito para correr en las 24 Horas de Le Mans de 1966, evento que inicio la racha de cuatro victorias consecutivas para los GT-40. El P/1011, manejado por el veterano Walt Hansgen, sufrió un aparatoso choque una lluviosa mañana en abril, accidente que le costó la vida al piloto.

4

Tras el accidente, el taller encargado de Ford Performance, Holman-Moody, desnudo el chasis del P/1011, removiendo cualquier componente que pudiese utilizarse en otro de los autos. Curiosamente, sin saber la proveniencia, Teske compro, a través de los años algunos de esos mismos componentes que ahora regresaran a su chasis original.

2

Teske describe el encontrar este chasis de GT-40, perdido hace tantos años como “alcanzar el tope de la montana”. Un logro indescriptible. Comenta Teske que no hay manera de describir, explicar o racionalizar el hecho de que desde el año 1992, el ya poseía todos los componentes para recrear una réplica del auto, pero que nunca encontró el tiempo para hacerlo. Ahora, el encontrar el chasis correspondiente es como haberse llevado la loto, y su comparación no está muy lejos de la realidad económica de lo que sera el producto final.

6

Teske es el primero en aceptar que él no es un corredor de autos, pero asegura que cuando su GT-40 este terminado, no se quedara recogiendo polvo en el garaje, este ira a la pista, lo probara y con suerte lo correrá en algunos de los eventos históricos, quien sabe comenta Teske, “a lo mejor un día logre que Dan Gurney se siente nuevamente en el auto y si quiere, que le dé una vuelta en la pista”.

7

Ese momento tendrá que esperar, ya que el proyecto de restauración se espera tome entre tres a cuatro años, ya que según Teske el trabajo del chasis solamente es un proyecto de 18 meses mínimo. Si pensamos todo lo que Teske ha esperado por obtener el auto de sus sueños, no creemos que esperar tres o cuatros años mas sea un verdadero problema!

8

Nota al calce: Walt Hansgen perdió la vida cuando choco aparatosamente en el Ford GT 40 MK II mientras manejaba en la lluvia un 3 de abril de 1966. Según un portavoz de Ford, el auto de Hansgen aparentaba estar deslizándose sobre la pista (aquaplaning) de manera que no había un control seguro del vehículo. Personal del equipo de Ford comentaron entonces que Hansgen continuo manejando agresivamente el auto aun cuando su equipo le advertía lo contrario. Según el libro “The Unfair Advantage”, se dice que en el momento del accidente Hansgen trato de controlar el auto, desviándose a una carretera de escape, desafortunadamente encontrándose que la misma había sido cerrada con una valla de contención para proteger al público espectador. Walt Hansgen fue quien introdujo a Mark Donahue a las competencias automovilísticas.

 

 

Promo 1
Promo 3

Promo 4

multi_ventas

Navegadores

Disfrute mejor de este Portal con:

icon-firefox icon-safari icon-chrome icon-ie

Lenguajes

Spanish English German Portuguese

Boletín

Reciba las últimas Noticias, Artículos e información en su email